Brackets cerámicos: ¿Son la mejor opción?

¿Cómo funcionan los brackets cerámicos?

¿Quieres corregir la forma de tu dentadura sin que todos lo noten? La ortodoncia estética te ofrece esa oportunidad con los brackets cerámicos. Estos dispositivos te darán más seguridad y confort al sonreír, las personas tendrán que estar realmente cerca para notarlos.

¿Cuáles son los brackets cerámicos?

Los brackets de porcelana o cerámicos, como prefieras llamarlos, son unos dispositivos muy novedosos. Su estructura es traslúcida o blanca y simula la superficie de un diente.

Si los llevas puestos, pocas personas podrán notarlos. Su color y textura los hace pasar desapercibidos, al menos, que estén demasiado cerca de ti mientras sonríes.

Ellos son una opción mucho más estética para quienes los necesiten.

¿Cómo funcionan los brackets cerámicos?

Funcionan de la misma forma que los tradicionales metálicos. Su objetivo principal es forzar el movimiento de los dientes, para que las arcadas sean estéticas y la mordida sea funcional.

Las piezas de porcelana se deben colocar en la cara anterior o posterior de los dientes y servirán de apoyo para poder sujetar los alambres. Los alambres son los elementos activos. La fuerza que se les aplique será la encargada de promover el movimiento de los dientes y su reposicionamiento.

Al usar la ortodoncia se crea un proceso inflamatorio alrededor de las piezas dentales. Esto obliga al cuerpo a remodelar el hueso alveolar y darles una nueva posición a los dientes, la posición correcta.

¿Durante cuánto tiempo se tiene que usar los brackets?

Cualquiera que sea el tipo, zafiro, cerámicos o metálicos, se trata de una terapia larga. Tendrás que usar la ortodoncia por un tiempo prolongado, un par de meses no será suficiente. Según la severidad de la deformidad o cuan alterada este la posición de los dientes será el tiempo del tratamiento. En casos muy leves podrán usarse por 3 meses, y si es severo puede que de 2 ó 3 años.

Cada mes tu odontólogo revisará la evolución de tu tratamiento y cómo se modifica tu mordida y la posición de tus dientes. El comportamiento de tu cuerpo y tus dientes también es una variable importante para definir el tiempo que tendrás que usarlos. Si la evolución va lenta necesitarás más tiempo con los brackets.

¿Cómo se colocan?

Se colocan siguiendo técnicas parecidas a otros tipos. Entre los pasos están:

  1. Limpiar muy bien los dientes.
  2. Colocar el adhesivo en el diente y en los brackets porcelana.
  3. Usando un alicate especial coloca cada pieza sobre los dientes necesarios.
  4. Después de que estén colocados de forma adecuada se deben poner los alambres.
  5. Por último, se ajustan los alambres en las zonas donde se requiera modificar la posición de los dientes. Hay algunas porciones donde no hace falta ajustar el alambre.

En cada consulta, tu odontólogo evaluará la posibilidad de ajustar o modificar la posición de tus brackets blancos.

Los alambres que se aprietan son llamados activos y los que no se les denomina pasivos. Cuando las torsiones son severas hay que aplicar mucha más fuerza para obligarlo a cambiar de posición.

¿Qué brackets son mejores: de zafiro o porcelana?

Los brackets cerámicos y de porcelana son lo mismo que los de zafiro. Se componen de materiales diferentes, y, por lo tanto, tienen propiedades diferentes.

Determinar cuál es el mejor tipo es bastante difícil, todo va a depender de las necesidades que tengas. En líneas generales, si el tratamiento debe ser muy largo lo más recomendable son los de material de zafiro por su resistencia.

Pero si estás buscando la economía por sobre lo demás, los de porcelana son una excelente opción.

¿Qué diferencia hay entre ambos?

Un bracket zafiro se diferencia de los transparentes o de porcelana en su material. Al ser los primeros de mejor y material y mucho más resistente se vuelven más caros.

Ambos son de color blanco o muy parecido a los dientes. Por eso, son muy estéticos, pero, los de porcelana se manchan con facilidad por fumar y las comidas con colorantes. En cambio, los brackets de zafiro no se manchan con facilidad.

Ventajas e inconvenientes

Antes de tomar la última decisión sobre colocarte o no los brackets de cerámica, revisa cuáles son sus ventajas e inconvenientes. De esta forma, tendrás una clara visión sobre lo que vas a llevarte.

Ventajas

Los brackets de porcelana precio es menor que muchos otros tipos de ortodoncia. Los de cristal de zafiro, un material más resistente y sofisticado, con más caros.

Además, de ahorrarte algunos euros, tienen la ventaja de ser mucho más naturales. Los brackets de colores o metálicos se notan a distancia, mientras que estos son mucho más estéticos y pasan desapercibidos usualmente.

Inconvenientes

La porcelana no es el material más resistente del mercado. Ellos se pueden partir al comer alimentos muy duros o a causa de una contusión sobre el material.

Además de su fragilidad, son mucho más difíciles de pegar al diente. Para una correcta adhesión se debe tratar de forma adecuada el diente y sin los cuidados adecuados es fácil que se despeguen.

Cuando están recientemente colocados son muy estéticos, pasan desapercibidos para la mayoría. Pero, mantener el color original es un poco difícil, ciertas comidas, bebidas o hábitos como fumar manchan las piezas.

Precio aproximado de este tipo de ortodoncia en España

¿Ya estás decidido a usarlos? Entonces, solo nos queda hablarte de los brackets cerámicos precio.

Estos son unos de los más estéticos y baratos sistemas de ortodoncia. Por poco más de 1.000 euros es posible disfrutar de este equipo y los beneficios que otorgará a tu sonrisa.

Al revisar las webs de varios centros odontológicos y analizar muchos precios ortodoncia podemos concluir que el estimado de cada arcada es de 500 euros. A este precio se le agregan los gastos de retención y cualquier otro accesorio que sea necesario para obtener los resultados.

También es importante que tengas en cuenta que este no es un pago único. Vas a necesitar asistir de forma regular con tu odontólogo, y, por supuesto, cada visita al especialista tiene un precio y cualquier cambio que sea necesario en tu ortodoncia también.

Así que, antes de decidirte por este sistema averigua con tu odontólogo todos los gastos que supondrá mantenerlos. Recuerda que llevarás varios meses o incluso años estos brackets.

error: checked